MERCOSUR Y ALIANZA DEL PACÍFICO EN LA INTEGRACIÓN REGIONAL

Félix Peña— Primera aproximación a la pregunta ¿se contraponen o se pueden complementar? Llamar la atención internacional, y la de la propia opinión pública, es algo frecuente en los momentos fundacionales de procesos de integración entre naciones. Sin embargo, a través del tiempo, expectativas que se generan con lanzamiento de un acuerdo de integración, al menos entre países latinoamericanos, por lo general se han traducido luego en frustraciones. La curva hacia el desencanto no necesariamente culmina en que el proyecto respectivo sea abandonado. Pero sí se traduce en una pérdida de la relevancia que se le atribuyera en el momento fundacional. De allí la importancia que tiene la pregunta: ¿cuáles son los factores que permiten sostener en el tiempo voluntad política de un grupo de naciones soberanas de asociarse, con vocación de permanencia, en el ámbito de un proceso de integración? Más allá del entusiasmo inicial, que hoy parece evidente en países participantes como otros que aspiran a vincularse, aunque sólo fuere como observadores, cabe preguntarse entonces sobre cuán sostenible en el tiempo será el proceso de “integración profunda” encauzado en la denominada “Alianza del Pacífico”. Implica interrogarse sobre si trascenderá a su indudable impacto actual como un ejercicio exitoso de la “diplomacia mediática”. Quizás sea aún temprano para intentar responder tan compleja pregunta. Habrá que observar los compromisos concretos que se asuman para el desarrollo del acuerdo-marco firmado en el 2012. Una cuestión a seguir de cerca será la de las relaciones que se construyan entre los espacios preferenciales de la Alianza del Pacífico y del Mercosur. Es una cuestión de interés económico y también de connotaciones geopolíticas. Cabe tener presente que para varios países de la Alianza del Pacífico sus relaciones con países del Mercosur, pero especialmente con la Argentina y el Brasil, son muy estrechas y trascienden al comercio. De allí la importancia de formular la pregunta sobre si entre ambos espacios habrá complementación o, por el contrario, si predominarán visiones contradictorias. Es una pregunta que requerirá tiempo para obtener respuesta fundada en argumentos sólidos y no sólo emocionales. Entre otras razones, para poder tener una idea más clara de cuáles son los compromisos que finalmente se plasmen en el espacio de la Alianza del Pacífico y para poder apreciar real alcance de actual “metamorfosis” del Mercosur, resultante especialmente de cambios en su membresía, conveniencia de capitalizar experiencia acumulada, y la de su adaptación a realidades nacionales, regionales y globales diferentes a las del momento fundacional (…..)

Link: http://www.felixpena.com.ar/index.php?contenido=negociaciones&neagno=informes/2013-06-mercosur-alianza-del-pacifico-integracion-regional

El otro “Mare Nostrum”

Oceano PacíficoLa gira americana del presidente Xi Jinping, 6 meses después de llegar al cargo, muestra la clara voluntad de China no solo de afianzar relaciones con América Latina, sino imprimirles un nuevo giro. La acuciante necesidad de materias primas, hidrocarburos, minerales, alimentos, ha convertido al gigante asiático en principal socio de muchos países del continente. Pero Pekín también es consciente de la inquietud que genera el enorme déficit comercial provocado por sus exportaciones. De ahí que, en sus reuniones con los mandatarios del Caribe anglófono, Costa Rica, muy especialmente, México, Xi no solo hable de petróleo, sino inversiones productivas y desarrollo de infraestructuras y tecnología. El viaje del presidente chino, que culmina el 7 y 8 de junio en California, con una entrevista con Barack Obama, forma parte de tupidas redes que se están tejiendo alrededor del Pacífico, convertido en el “Mare Nostrum” del siglo XXI. En este escenario hay que insertar también la reciente cumbre, en Cali, de la Alianza del Pacífico, formada por México, Chile, Perú y Colombia, país por cierto, que acaba de ser invitado a ingresar en la OCDE. La Alianza de las cuatro economías más pujantes de América Latina es el acuerdo de integración más prometedor de cuantos se han impulsado en la región. Alejado de acostumbrada retórica hueca, la Alianza del Pacífico parte de bases comunes, democracia, libertad económica, seguridad jurídica, y objetivos concretos: la libre circulación de bienes, capitales y personas y expansión global. A su puerta tocan ya Costa Rica, Guatemala, Panamá, Uruguay. Con una efervescencia que opaca al proteccionista Mercosur y al moribundo Pacto Andino, los miembros de la Alianza afinan las estrategias conjuntas para desembarcar en el mercado asiático a través de otra de las grandes redes regionales, Acuerdo de Asociación Transpacífico que impulsa Estados Unidos. La presencia de España en la cumbre de Cali ha sido, sin duda, buena iniciativa para afianzar puentes con esos espacios emergentes. Ese vigor contrasta con el renqueante acuerdo transatlántico entre Estados Unidos y la UE, lastrado por la crisis y recelos. Las alianzas comerciales entre Asia y América Latina están cambiando el mapa económico del mundo. La hegemonía bascula ya hacia el Pacífico. (Fuente: Editorial – El País.com – 03/06/2013)

Canadá y Chile renuevan sus estrechos vínculos económicos

Sebastián Piñera + Stephen HarperCanadá y Chile renovaron estrechos vínculos políticos y económicos tras la reunión en Ottawa del primer ministro canadiense, Harper, y el presidente chileno, Piñera, que concluyó con acuerdos económicos, de seguridad y educación. Tras la reunión de trabajo entre Harper y Piñera, los 2 países anunciaron su intención de profundizar su relación económica mediante impulso a la liberalización del comercio bilateral, cooperación en energía y recursos mineros, programas de educación y movilidad juvenil, así como cooperación en materia de seguridad. Los 2 países firmaron en 1997 tratado libre comercio que ha permitido la multiplicación de los intercambios comerciales. Las exportaciones chilenas hacia Canadá han aumentado promedio 19%, hasta alcanzar en 2012 los 1.268 millones de dólares, mientras que las exportaciones canadienses al país sudamericano fueron de 965 millones, según las cifras del Banco Central de Chile. Al mismo tiempo, desde que se firmó el TLC, las inversiones canadienses en Chile han crecido 77%, en 2012 se situaron en más de 15.000 millones de dólares, lo que convierten a Canadá en el primer inversor extranjero en el país. Piñera se refirió a ese aumento durante la rueda de prensa con Harper tras la reunión, aunque las preguntas dominaron los asuntos locales. El presidente chileno intentó tranquilizar a los inversores canadienses, con los que se reunirá hoy en Toronto, sobre los problemas legales que el principal productor de oro del mundo, canadiense Barrick Gold, tiene en Chile con su proyecto Pascua-Lama. “Canadá es uno de los tres más importantes inversores extranjeros en Chile. Durante la última década se ha convertido en el primero. Por tanto me gustaría iniciar este comentario diciendo que las inversiones canadienses son bienvenidas en Chile”. Pero también dejo claro que esa minera debe cumplir con todas las normativas medioambientales para seguir con su proyecto, paralizado por las autoridades chilenas. “Todos los inversores canadienses pueden estar seguros que en Chile tenemos un sistema democrático y el imperio de la ley es quien decidirá y tomará la decisión sobre esta inversión”. Sebastián Piñera dijo que espera que dado el acuerdo alcanzado con la compañía ese proyecto continúe cumpliendo la legislación, procedimientos y estándares medioambientales. (Ottawa, Canada – 31/05/2013)

La Alianza del Pacífico y los éxitos que los países pueden alcanzar individualmente

Cali - Colombia 2013El 23 de mayo, Chile, Colombia, Perú y México, los 4 miembros fundadores de la Alianza del Pacífico, se reúnen en Cali, Colombia, para su séptima cumbre presidencial en solo dos años. Se unirán a otras nueve naciones observadoras: Canadá, Costa Rica, Guatemala y Uruguay, del hemisferio occidental, así como Australia, Japón, Nueva Zelanda y España. El rápido progreso de la Alianza desde su creación en Lima, Perú, en abril de 2011, dibuja un claro contraste con las iniciativas de comercio global actuales. A pesar de la victoria del brasileño Roberto Azevedo para liderar Organización Mundial del Comercio (OMC), el Círculo Comercial de Doha todavía necesita asistencia, pocas esperanzas de que esas negociaciones terminen en futuro próximo. Muchos acuerdos comerciales relacionados con América Latina también se encuentran en una pausa (véase el hace tiempo atascado pacto Mercosur con Unión Europea). Pero la naturaleza de la Alianza, concentrada en los resultados, ha generado la expectativa que esta iniciativa será mucho más exitosa que las ya existentes, y le preceden numerosos intentos para la integración regional de América Latina. La nueva alianza equilibra la posición geográfica de cada uno de sus miembros para integrar de manera más efectiva a las naciones en la nueva economía del Pacífico, mientras que las posiciona como nuevo nexo entre Asia y el resto de economías de América Latina. En la consecución de este objetivo, el compromiso que comparten las Alianzas del Pacífico con el libre mercado les distingue de países como Argentina y Venezuela, mercados potencialmente atractivos, carentes del suficiente respeto por la propiedad privada y el Estado de Derecho, como para facilitar la gran inversión de dólares en transacciones comerciales y flujos de capital que implica la inmersión en la nueva economía del Pacífico. A nivel funcional, la Alianza ha seguido pasos prácticos para lograr objetivos sensatos. La formación del Mercado Integrado de América Latina (MILA), a través del vínculo de mayo 2011 entre mercados bursátiles de Chile, Colombia, Perú fue un facilitador importante de la capitalización del nuevo bloque, asegurando que su recursos pudieran fluir de manera sencilla y barata hacia donde pueden ser más efectivos, con la confianza de que se pueden retirar según sea necesario (…..)

Link: http://internacional.elpais.com/internacional/2013/05/23/actualidad/1369319917_273516.html

“Acuerdo Marco de la Alianza del Pacífico no es un TLC”, aclara el viceministro de Comercio Exterior de Colombia

Bogota,ColombiaEl Viceministro de Comercio Exterior, Gabriel Duque, afirmó este martes que el Acuerdo Marco de la Alianza del Pacífico, que está en último debate en el Congreso de la República, no es un tratado de libre comercio. “Ha habido mucha desinformación relacionada con el Acuerdo Marco. La Alianza del Pacífico no es un TLC, no es un TLC”, declaró el Viceministro Duque, en la Casa de Nariño, donde ofreció conferencia de prensa sobre el tema, junto a la Vicecanciller Mónica Lanzetta Mutis. Gabriel Duque explicó que este Acuerdo Marco establece la Alianza, otorga un reconocimiento y fija sus objetivos: “Establece los principios democráticos como un principio básico constitutivo de la Alianza y la búsqueda de los objetivos es profundizar en nuestra integración y coordinar nuestras políticas”. Señaló que los 4 países que hoy integran este mecanismo (Chile, Colombia, Perú y México) cuentan con seis tratados de libre comercio entre ellos, por lo que consideró que la Alianza del Pacífico es un proceso que va más allá, busca la integración. El funcionario subrayó que Acuerdo Marco es funcional, crea la institucionalidad, que en este caso es un Consejo de Ministros. También establece la posibilidad de tener Estados Observadores y eventualmente un proceso de adhesión. El Acuerdo Marco ya fue aprobado por Parlamento de México, mientras que sigue su trámite en los legislativos de Chile y Perú. En Colombia cumple su último debate en la plenaria del Senado de la República, donde se espera sea abordado este semana. “En el caso de Colombia, el Presidente Juan Manuel Santos ha dicho que es muy importante llegar a la Cumbre con nuestro Acuerdo Marco aprobado en el Congreso”, concluyó el Viceministro Gabriel Duque. El próximo 23 de mayo se realizará en la ciudad de Cali, la VII Cumbre Presidencial de la Alianza del Pacífico, evento en el que Colombia asumirá la Presidencia Pro Témpore de este mecanismo. La Alianza del Pacífico es un mecanismo integración económica y comercial del cual hacen parte Chile, Colombia, México y Perú, establecido formalmente el 6 de junio 2012 mediante la suscripción de su Acuerdo Marco. Así mismo, la Alianza incluye un importante componente de cooperación y un compromiso en la materia de flexibilización migratoria. (Fuente: Cancillería, Colombia – 15/05/2013)

Presidente electo de Paraguay buscará profundizar el acercamiento con la Alianza del Pacífico

Horacio CartesEl presidente electo de Paraguay, Horacio Cartes, aseguró que hará “todo lo posible” para “profundizar y estrechar” la relación de su país con la Alianza del Pacífico, integrada por Chile, Perú, Colombia y México con el fin de crear una zona de libre mercado. “(La Alianza del Pacífico) es una experiencia que miramos con una atención especial”, dijo Cartes en una entrevista con el diario El Mercurio. “Vemos cómo los países hermanos y con especificidades económicas, culturales e institucionales muy ricas y diversas han logrado coordinarse, generar colaboraciones prácticas con la participación de los sectores público y privado, crecen sostenidamente, miran las experiencias ajenas, simplifican las relaciones comerciales y financieras”, señaló Cartes. Según el mandatario electo, Paraguay debe relacionarse bien con el mundo, especialmente con vecinos, también con los hermanos latinoamericanos y Asia, por lo que el Pacífico es importante. Horacio Cartes también destacó la relación de su país con Europa, Rusia, con quien el Paraguay tiene “una aproximación recíproca de interés creciente”, con los países árabes e Israel, que consideró “referencia muy importante”. Paraguay, excluido en forma temporal del MERCOSUR por sus socios (Argentina, Brasil y Uruguay), resolvió solicitar su adhesión a la Alianza del Pacífico en enero y, según adelantó a fines de febrero embajador de México en Asunción, Fernando Estrada, su petición sería aprobada en la próxima cumbre de la Alianza del Pacífico. La Alianza, fundada en junio 2012, representa el 35% del PIB regional, más del 50% de las exportaciones y mayores ingresos de inversión extranjera directa, y tiene por objetivo facilitar el intercambio de bienes, productos, servicios y personas entre los países miembro. (Fuente: ElEconomista.com.mx, México – 29/04/2013)

Perú y Chile buscan fortalecer relaciones de colaboración y minimizar ruido

Alfredo MorenoPerú y Chile buscan intensificar sus relaciones de colaboración y confianza y minimizar el “ruido” generado por el proceso ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya por el límite marítimo, sostuvo el canciller Rafael Roncagliolo. En declaraciones a la Agencia Andina, Roncagliolo destacó que en este marco ambos países hayan decidido reanudar mecanismo del “2+2”, en el cual ministros de Defensa y Relaciones Exteriores de las dos naciones se reúnen para discutir las medidas confianza mutua. “Tratamos de intensificar nuestras relaciones en el marco de la perspectiva integracionista que tiene el presidente Ollanta Humala con todos los países con la finalidad de minimizar el ruido que pueda haber entorno al proceso de La Haya, es un tema que tiene que decidir la Corte y sobre el cual ambas naciones estamos dignamente comprometidas a aceptar el fallo”. El jefe de la diplomacia peruana recordó que en este marco de integración, los dos gobiernos, a través de sus cancilleres, acordaron una serie de medidas a fin de intensificar la colaboración bilateral, como la próxima visita a Lima del canciller chileno, Moreno, 5 de marzo. Indicó para entonces posiblemente ambos cancilleres conversen sobre fechas tentativas para la realización del próximo “2+2”, que se reanudará después de siete años. “Entre las medidas de colaboración que acordamos se halla reanudar el ‘2+2′ y está destinado a fortalecer medidas de confianza mutua; todavía no hay fecha de la reunión, pero ya está la decisión de que se pueda realizar en plazo breve. Forma parte del interés de ambos gobiernos por intensificar el nivel de nuestra cooperación”. La primera reunión “2+2” se realizó el 2001 en intento por afianzar medidas de confianza, pero se suspendieron en el 2006 luego de que Perú anunciara su intención de presentar una demanda ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya para fijar los límites marítimos, lo que ocurrió el 16 de enero del 2008. La reanudación del “2+2” fue anunciada por los cancilleres de Perú y Chile, Roncagliolo y Alfredo Moreno, respectivamente, en encuentro que sostuvieron el pasado 24 de enero en Santiago de Chile. (Fuente: Agencia Andina – 20/02/2013)

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.